Datos principales

Municipio y departamento: Mesetas , Meta

Vereda y corregimiento: Naranjal

Grupo Armado: Paramilitares,

Fecha: 1991-09-14

LISTADO DE VÍCTIMAS

Carlos Julián Vélez (diputado UP)

Norma Garzón

Luis Carlos Vélez Garzón (6 años de edad)

Dimas Elkin Vélez Rodríguez (Líder agrario)


**Líderes sociales y población vulnerable: Mostrará las masacresen las que murieron líderes de las comunidades, funcionariospúblicos, profesores, sacerdotes, políticos, indígenas, menores de edad y mujeres en estado de embarazo.

NOTAS RELACIONADAS

Masacre de Naranjal

Carlos Vasquez - Revista Semana
Foto por: Carlos Vasquez - Revista Semana

Actualizado el: Lun, 10/14/2019 - 14:56

El 14 de septiembre de 1991 en la vereda Naranjal, en el municipio de Mesetas, Meta, un grupo de paramilitares conocidos como los ‘Masetos’ asesinó a cuatro personas, entre ellos un menor de edad. 

Las víctimas fueron Carlos Julián Vélez, diputado de la Asamblea Departamental del Meta por la Unión Patriótica; su esposa, Norma Garzón; su hijo de seis años, Luis Carlos Vélez Garzón, y su hermano Dimas Elkin Vélez Rodríguez, quien era líder agrario en la región. La masacre ocurrió mientras la familia Vélez transitaba por la vía Villavicencio en un automóvil. La única persona que se salvó fue la hija del diputado que tenía siete años.

Los paramilitares que delinquían en la región eran llamados ‘Masetos’, en referencia al Mas, Muerte A Secuestradores, grupo que formaron los narcotraficantes del cartel de Medellín luego del secuestro de su Martha Nieves Ochoa, hermana de los capos Ochoa Vásquez. Aunque este grupo solo duró unos meses, los paramilitares enviados por narcotraficantes y esmeralderos de Boyacá  al departamento del Meta desde mediados de los ochenta fueron conocidos con ese nombre.  ‘Los Masetos’ iniciaron una campaña de exterminio contra los miembros de las Unión Patriótica.

Masetos en los Llanos Orientales:

A principios de los años ochenta llegaron a los Llanos Orientales narcotraficantes y esmeralderos boyacenses a comprar grandes hatos ganaderos.  Llevaron sus grupos de seguridad privada, muchos de ellos integrados por miembros de las Autodefensas del Magdalena Medio, provenientes de Puerto Boyacá.

Los nuevos terratenientes convirtieron a sus escoltas privados en grupos paramilitares como las Autodefensas de San Martín.  Estas estructuras delinquieron en todo el departamento del Meta y fueron conocidos como 'Masetos'.